DEBATE 137: los beneficios de crecer entre libros (I de la 2ª evaluación)

«Tengo muchos libros en casa». Esta frase, pronunciada alguna vez en la vida, se queda muy lejos de la realidad. Nunca son muchos si se comparan con los de un ciudadano estonio, ya que este país está el primero en el ranking como aquellos que más ejemplares poseen en sus casas (un promedio de 218).

Así lo revela un estudio realizado por investigadores de la Universidad Nacional Australiana y la Universidad de Nevada en los Estados Unidos, que clasificó a los países que eran los más «gusanos de biblioteca» del mundo. Los australianos poseían 148 libros por hogar; Reino Unido, 143 y Estados Unidos, 114. Todos ellos muy lejos de países como Noruega (212), Suecia (210) y República Checa (204).

Nuestro país no aparece en la lista, publicada por The Guardian, pero Turquía aparece como el último de la lista, con una media de 27 libros por casa, donde el 60% de los encuestados afirmó no tener más de cinco.

La autora principal de la investigación, la doctora Joanna Sikora, comentó la importancia de la exposición de los adolescentes a los libros, que sentará las bases de una «cultura académica». Esto proporcionará mejoras en la educación personal para toda la vida, «independientemente de la ventaja o desventaja social».

 

Tomado de www.abc.es

También te podría gustar...

11 Respuestas

  1. irati bartolome (1bachB) dice:

    sinceramente los beneficios entre crecer entre libros son infinitos, mediante los libros puedes adquirir una sabiduría que casi ningún otro medio te puede dar, los libros aparte de ayudarte quizás con la ortografía y el vocabulario de un idioma, pueden ayudarte a afrontar problemas cotidianos a lidiar con situaciones o simplemente a ver como la gente desenvuelve en diversos contextos. Los libros te dan una gran imaginación y puede llegar a ser que gracias las inspiraciones tomadas de estos puedas crear tu también historias con las que la gente se puede sentir identificada. Resumiendo los libros en mi opinión no tienen nada malo aunque hay veces que lo asociamos con cosas que no nos gustan porque nos han enseñado a leer libros por obligación y no por gusto, así que aunque halla gente que no le guste no hay que negar que los libros son una fuente de sabiduría y que no cuesta nada leer.

  2. Raúl Alonso dice:

    El conocimiento que se puede adquirir a través de los libros es muy extenso. Su lectura ayuda a comprender temas y a aprender sobre cosas que de otra forma sería muy difícil. Además los libros han jugado un papel muy importante a lo largo de la historia. Mediante ellos se han transmitido ideas e historias que han conseguido sobrevivir en el tiempo. A pesar de su importancia, para mucha gente son irrelevantes. Esto se debe a que desde pequeños se les ha impuesto la lectura de unos determinados libros que no eran de su agrado para supuestamente promover la lectura. Esto se solucionaría si a los alumnos se les dejase leer sobre los temas que le interesan ya que de esta forma si que se conseguiría promover la lectura.

  3. ALVARO ARANDA dice:

    Indudablemente el tener una riqueza lectora ayuda en enorme medida a tener unas capacidades superiores. Al leer se puede experimentar sensaciones que son increibles, además de poder tener mayor dominio del idioma elegido. La lectura puede acercarnos a un montón de satisfacciones, todas muy beneficiosas.

  4. Los libros son fuentes de cultura. Los libros nos ofrecen no sólo entretenimiento ya que leyendo viajamos a otros lugares, situaciones y culturas, sino que gracias a ellos nuestra mente trabaja.
    Por otra parte, el leer hace que nuestra ortografía y redacción sea mejor ya que aprendemos como lo hacen los autores de los libros.
    Es muy importante leer y el tener gusto por la lectura, es decir que no sea una obligación ya que sino pasa a ser parte de las tareas escolares. El hábito de la lectura hay que fomentarlo desde que aprendemos a leer adecuando los libros a la edad y poco a poco pasar cuando somos adolescentes a libros de adultos.
    Ahora la cantidad de libros que tenemos se puede medir de otra manera ya que a veces no están físicamente sino en forma digital. En un e-book caben una infinidad de libros sin ocupar espacio, además no necesitas luz para leer ya que la llevan incorporada, puedes cambiar el tamaño de la letra y algunos tienen el diccionario para saber las palabras que desconoces. Es una ventaja muy grande el e-book. Al principio cuesta usarlo porque un libro es algo a lo que estamos acostumbrados, pero una vez que empiezas a leer en forma digital ya no lo puedes dejar.
    De todas formas, la cultura no se mide en cantidad de libros ya que libros hay de muchas clases y tipos. Pueden ser libros que nos aporten mucho y que nos hagan pensar o libros para entretener solamente.

  5. Adrián Martínez (2° B) dice:

    En mi opinión, el tener libros en casa no tiene por qué significar sinónimo de conocimiento, sí bien leer libros es importante ya que se adquiere vocabulario y se mejora la ortografía, también nos ayuda a ampliar nuestros conocimientos sobre un tema en concreto, lo cual creo que es importante para nuestra vida. Por lo tanto rodear a los adolescentes y niños con libros es una buena opción para que sienten curiosidad por leerlos, aunque también es cierto que no hace falta tenerlos en casa sino que una vez leídos pueden ser intercambiados con otras personas, o bien se puede optar por la opción de ir a la biblioteca pedir prestado un libro y al finalizar su lectura devolverlo.

    En conclusión, no me parece importante el número exacto de libros que tenga cada uno en su casa, aunque esto pueda influir en la inquietud de los jóvenes en que leamos, sino en la cantidad de libros que leamos.

    Yo invitaría a la gente que en vez de almacenar libros en casa los donaran o intercambiarse por otros para que otros también puedan enriquecerse intelectualmente.

  6. Unai Abadía dice:

    Si bien los libros pueden resultar una gran fuente de conocimiento, no es el único medio por el que se puede culturizarse (por ejemplo, Internet). En mi opinión, no es imprescindible tener cientos de libros en casa; si te gusta leer, perfecto; pero a quien no le guste leer me parece que no se le debe obligar, sobre todo a leer un libro que no sea de su interés.
    Está bien eso de tratar de inculcar ciertas costumbres y mostrar a los más jóvenes los beneficios de los libros, que no los niego. Sin embargo, creo que debe ser algo voluntario. Me parece mal que se obligue a los jóvenes (adolescentes) a leer, ya que les puede llegar a provocar rechazo. Lo óptimo sería que cada uno lea cuando le apetezca, nunca forzado.
    Además, cada uno decide qué hacer con su vida, el que más lee no tiene por qué ser el más feliz, así que dejemos de pensar en uno mismo y comprendamos que no todos tenemos los mismos gustos y es necesario que cada uno elija en qué emplear su tiempo libre.

  7. Edurne Adrián dice:

    La lectura nos regala experiencias fantásticas que nos hacen viajar y disfrutar de momentos que en la vida a veces no podemos realizar. Yo no estoy de acuerdo en cuanto a más libros en casa mejor cultura tenemos. Sino que prefiero ir cambiando los que tengo con otras personas o incluso podemos ir a la biblioteca. En mi caso desde pequeña vi a mis padres en sus ratos de ocio con un libro en sus manos, esto fue importante para mi interés por la lectura.
    Hoy en día debido al gran desarrollo de la tecnología disponemos de numerosas aplicaciones y aparatos como eBooks en los que podemos descargarnos libros al momento.
    No todos las lecturas nos gustan por igual, pero así vamos aprendiendo a saber cuales son nuestros gustos y nuestro conocimiento irá en aumento.

  8. Paula Fernández dice:

    Creo que no siempre el número de libros que hay en una casa va unido al gusto por la lectura, quizá el hecho de estar rodeado de libros en algunas personas les motive a abrirlos y leerlos, pero yo lo compararía con un armario lleno de ropa que no es de tu talla o de tu estilo y que a pesar de estar ahí nunca te pondrías. Con los libros igual, lo importante es que alguien o algo nos despierte esa curiosidad por aprender, por buscar en la lectura mundos, ideas, experiencias, sentimientos, conocimientos … y una vez descubierto todo lo que los libros esconden y nos pueden aportar, tanto a nivel personal como intelectual, no será importante si los libros están en nuestra casa en papel, si aprovechamos los de las bibliotecas o recurrimos a las nuevas tecnologías que nos permiten almacenar miles de libros en un e-book, sino el hecho tener el hábito de lectura y disfrutar con ella.

  9. Ainhoa Boado dice:

    En mi opinión, los libros pueden ser una gran fuente de conocimiento. Te pueden ayudar a entender mejor otras ideologías o el modo de vida en otros países. También te hacen reflexionar y darte cuenta de cosas acerca de ti mismo e incluso de plantearte valores. Igualmente creo que hay libros para todo el mundo y se pueden leer desde novelas ligeras para el entretenimiento hasta ensayos o libros educativos. Creo que todo tipo de lecturas son válidas, ya que pueden ser beneficiosas para la persona que las lee ayudando a esa persona a tener una culturización más amplia. Si creo que el hecho de leer este involucrado con tener libros en casa, porque como ha dicho Paula puede ser que no te interesen, pero aun así el hecho de tenerlos en tu ambiente puede empujarte a leer o incluso a darle una oportunidad a esos que no te llaman tanto la atención.

  10. Sandra Antúnez dice:

    Leer libros es definitivamente muy beneficioso. Podemos sacar de ellos grandes cosas, como la mejora del vocabulario o ortografía o la manera de expresarnos. Por otro parte, es un poco triste que nuestra sociedad no esté acostumbrada a la lectura. Por lo que yo puedo ver a mi alrededor, muy poca gente de mi edad lee habitualmente (por decisión propia) ya que ahora se prefiere pasar el rato con los aparatos tecnológicos antes que con los libros. Esperemos que cada vez más gente decida pasarse a la lectura.

  11. Mitxel dice:

    Vivimos en un mundo de imágenes. Dicen las estadísticas que el 70% de los juguetes que se comprarán estos días son los que se anuncian… Si no “vemos” libros en nuestras casas, en nuestras habitaciones… no los apreciaremos… En mi opinión a partir de las 15 años debe cada uno ir haciendo su propia biblioteca… Eso nos hará ver cada día aquello que nos gusta…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: