DICHO POPULAR: “Dar el pego”

pego1“Dar el pego” significa, en un sentido general, engañar a alguien, y en el sentido más particular que se le da hoy en dí­a, se aplica para calificar a algo que, siendo falso, tiene todas las apariencias de ser verdadero.

í‰sta es otra de las muchas frases coloquiales de nuestro idioma que proviene del juego de naipes y de su mundo de pí­caros, tahúres y fulleros, ya que en el argot de los jugadores “el pego” era una trampa que consistí­a en pegar disimuladamente dos cartas sin que el resto de participantes en la partida se diera cuenta, y de esta manera conseguir que salgan juntas en el momento conveniente para el tramposo.

Por lo visto, existí­an numerosas técnicas para “dar el pego”, aunque al parecer sólo estaban reservadas para los tahúres profesionales, dada la dificultad de su realización y la práctica que exigí­a. Una de las variantes más complicadas era la llamada “Infernal”, que muy pocos jugadores podí­an realizar limpiamente y que consistí­a en dar unto a los naipes en determinados sitios; luego se hací­a presión con los dedos, el “pego” actuaba, y se arrastraba así­ la carta de abajo.

Otra técnica utilizaba el cerote, pedacitos de cera blanca que el tramposo llevaba entre las uñas para pegar dos cartas y que salieran juntas cuando era menester. Esta artimaña requerí­a tal habilidad que era preciso para ejecutarla tener las yemas de los dedos bien finas y pulidas, lo que se lograba suavizándolas con lija o piedra pómez.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: