Hallan un tesoro de 44 monedas de oro bizantinas en Israel

Las tropas musulmanas amenazaban ya el antiguo asentamiento de Banias cuando alguien escondió entre las piedras de la muralla un tesoro de 44 monedas bizantinas que ha permanecido oculto durante 1.400 años, hasta que unos arqueólogos de la Autoridad de Antigüedades de Israel (IAA) lo han descubierto en unas recientes excavaciones.

Las monedas estaban ocultas en la base de un muro de piedra de sillería datado en la época de la conquista musulmana, según señala Yoav Lerer, director de esta investigación de la IAA. «Podemos imaginar al propietario ocultando su fortuna ante la amenaza de guerra, con la esperanza de retornar algún día para recuperar su propiedad. Retrospectivamente, sabemos que fue menos afortunado», relata.

El descubrimiento del tesoro refleja ese momento histórico de la conquista musulmana del Imperio Bizantino y el establecimiento del Califato Omeya. Además, puede «arrojar luz sobre la economía de la ciudad de Banias durante los últimos 40 años del gobierno bizantino», apunta Lerer.

En la actualidad el yacimiento arqueológico de Banias está situado dentro del parque natural de Hermon, al norte de los altos del Golán. Establecido por los cananeos, que dedicaron un santuario al dios Baal, este asentamiento fue durante el periodo helenístico un lugar de culto al dios Pan. De él recibió el nombre de Paneas, que derivaría en Banias.

Herodes el Grande y su hijo Filipo II reconstruyeron por completo la ciudad en el período romano temprano, y la llamaron Cesarea de Filipo, en honor al césar y «de Filipo» para diferenciarla de la Cesarea Marítima.

Allí cuenta la tradición cristiana, que el apóstol Pedro proclamó a Jesús como el Cristo después de que preguntara a sus discípulos: «¿Y vosotros, quién decís que soy yo?». Y Jesús le reveló que le daría las llaves del Reino de los Cielos.

Los cruzados fortificaron la ciudad en 1129 para convertirla en una base militar desde la que atacar y tomar Damasco, pero apenas tres años después, en 1132, fue conquistada por los musulmanes.

Gabriela Bijovsky, experta en numismática de la Autoridad de Antigüedades de Israel, examinó el tesoro de monedas, compuesto enteramente por sólidos bizantinos, e identificó algunas monedas del emperador Focas (602-610 d.C.), y muchas acuñadas por el emperador Heraclio (610-641 d.C.). Estas últimas datan el tesoro en el momento de la conquista musulmana de la Palestina bizantina en el 635 d.C.

egún Eli Escusido, director de la Autoridad de Antigüedades de Israel, «el tesoro de monedas es un hallazgo arqueológico extremadamente significativo ya que data de un importante período de transición en la historia de la ciudad de Banias y de toda la región del Levante. La Autoridad de Antigüedades de Israel, junto con la Autoridad de Parques Nacionales, trabajarán juntos para exhibir el tesoro al público».

Tomado de www.abc.es

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: