La excavación en la Mezquita-Catedral de Córdoba revela el mayor complejo episcopal de Hispania

La excavación arqueológica en el Patio de los Naranjos de la Mezquita-Catedral de Córdoba sigue aflorando «información extraordinaria», según los profesionales. Incluso siendo una reexcavación de lo que había hecho Félix Hernández, los avances son grandes.

Según Alberto León, uno de los profesionales que trabajan en el recinto, se ha pasado de contar con información en 2 dimensiones, en un plano, a hacerlo en cuatro, con el añadido de la dimensión temporal.

Las conclusiones es que es el mayor de los conjuntos episcopales de época tardoantigua encontrados en Hispania, lo que da idea de la importancia de la ciudad en esta época. Sólo Barcelona se puede comparar, y era mucho menor. Sería, como ha insistido, el mayor palacio de la época.

«La ciudad completa de Barcelona cabría en una cuarta parte de la ciudad de Córdoba, y eso se correspondía con lo que ocupaba el complejo episcopal», ha afirmado el arqueólogo. Para encontrar algo mayor hay que irse a Mileto y Éfeso, y son ya muy superiores.

«Los resultados de la primera fase permitían hablar del cierre de un edificio monumental del siglo V, que luego se monumentalizaba, y ahora se han documentado fases más antiguas y más modernas», ha afirmado Alberto León.

Es el resultado de los trabajos realizados en el último año en otra parcela del Patio de los Naranjos, situada más al oeste que la anterior, que ya se encuentra tapada. Constatan lo conocido: era un gran conjunto de representación del obispo como gran autoridad del momento.

Así, hay una gran habitación de hacia el siglo IV, que se integra en el conjunto, y que probablemente condicione la orientación. Hay otra fase más tardía, de hacía el final del siglo VI o VII, que sería un gran vestíbulo, conocido como un ‘nartex’, que daría acceso desde la zona occidental.

Los trabajos han constatado soluciones arquitectónicas propias del mundo bizantino, con el que Córdoba tenía mucho vínculo en la época

Los trabajos confirman la transformación del sector urbano en que ahora está la Mezquita-Catedral y determinan la orientación de la calle en el siglo VII, y ya se sabe «que la orientación de la Mezquita no responde ni al callejero romano ni al tardoantiguo», porque el templo islámico no responde a ninguna de estas estructuras.

Entre las novedades también están las semejanzas entre el conjunto episcopal encontrado de Córdoba con la arquitectura oriental, llamado por la época paleobizantino. La forma de construir y las características se corresponden con lo encontrado en la actual Turquía y en la ribera oriental del Mediterráneo.

Esto tiene que ver, como ha explicado Alberto León, con el vínculo de Córdoba con Roma y su cultura, y con el rechazo del arrianismo, que traían los visigodos. Córdoba se mantuvo en el catolicismo precisamente por su vínculo con Bizancio.

A partir de ahora habrá que continuar la excavación para seguir resolviendo dudas y continuar profundizando en el conocimiento, como ha insistido Alberto León, después de lo avanzado desde hace dos años. «Esto es un 60 por ciento de lo que teníamos previsto», ha afirmado.

A partir de entonces se pasaría a analizar estructuras no excavadas por Félix Hernández hace casi un siglo, lo que arrojaría más información sobre los antecedentes del conjunto monumental.

Tomado de www.abc.es

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: