Chicas de 14 a 16 años, las que más temen separarse del móvil

El mal uso de los dispositivos digitales ha hecho cobrar fuerza a una nueva psicopatología que impide a quienes la padecen vivir con normalidad si no están conectados. La «nomofobia» es el temor a ser incapaz de comunicarse a través del teléfono móvil u otros aparatos tecnológicos y, según un estudio llevado a cabo por investigadores de la Universidad Internacional de La Rioja junto con la Universidad de Deusto, los adolescentes y los jóvenes son los sectores más vulnerables. Especialmente las chicas de entre 14 y 16 años.

«Lo que se aprecia en muchos estudios de comportamiento online es que el sexo femenino es más extrovertido y establece más relaciones sociales que los chicos a esa edad. Esto ocurre por el propio desarrollo de la adolescencia… ellas llegan antes», afirma Joaquín González Cabrera, director de la investigación. Es por esta razón que, según el experto, ellas suelen utilizar antes los teléfonos móviles en la «búsqueda de la autoestima y personalidad virtuales, muy poderosas hoy en día, y que ponen a las niñas en una situación de mayor vulnerabilidad».

Durante el periodo de investigación, cuenta González Cabrera, encontraron padres que «ya no van al pueblo, por ejemplo, porque allí no hay cobertura y sus hijos se niegan en rotundo». Un comportamiento que debe ser tomado por los progenitores como una «señal de alarma», ya que «si el menor da muestras de ansiedad y estrés ante ese hecho es evidente que no puede renunciar voluntariamente a vivir unas horas sin el móvil».

¿Una posible vacuna para prevenir estos comportamientos? «Nunca dejarles llevar el teléfono al colegio. Es una bomba de relojería y sólo pueden hacer un uso perverso de él… El control que se quiere ejercer en ese caso sobre los hijos puede volverse en contra», concluye el investigador.

Tomado de www.abc.es

 

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *