DICHO POPULAR: “A buenas horas, mangas verdes”

“A buenas horas, mangas verdes” es una frase coloquial que se aplica con reprobación para censurar a quien ha llegado a destiempo, ha dejado pasar una oportunidad o provee de auxilio demasiado tarde.

Esta expresión, que a muchos puede parecer sin sentido, tiene un origen cierto, y se remonta al siglo XVII. En aquella época en Castilla ejercí­an labores de policí­a y vigilancia, especialmente en campo abierto, los llamados cuadrilleros de la Santa Hermandad.  Era fama que estos cuadrilleros no llegaban casi nunca a tiempo para atrapar y detener a los malhechores, pues se presentaban siempre tarde en el lugar de los hechos, cuando los criminales ya habí­an escapado.

Como estos oficiales vestí­an un uniforme con mangas verdes, con ese nombre eran conocidos popularmente, y en el color de esta prenda está el origen de la impaciente e indignada exclamación, que ha llegado hasta nosotros.

La Santa Hermandad fue instituida en 1476 por los Reyes Católicos y debió ser, probablemente, el primer cuerpo policial organizado de Europa. A pesar de la leyenda de ineficacia que muchas veces le acompaña, la realidad es que se mantuvo hasta el año 1834, poco antes de la creación de la Guardia Civil, que asumió gran parte de sus funciones.

Tomado de www.lasfrasesparahoy.com

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: