DEBATE 114: Nuevas divinidades: facebook… (III)

Hace unas semanas se empezó una difusión por facebook y whatsapp sobre “una niña perdida”. Se compartí­a la foto de la menor pidiendo que sea difundida. Sin embargo, era una noticia falsa o al menos eso creí­a yo aunque muchos amigos me enviaban el mensaje con la fotografí­a de la niña, y lo veí­a en facebook, publicado por amigos y por páginas nada serias, es donde llegue a dudar si era o no falso, según mi teoria era falso ya que ninguna página o en la noticia en la tele hablaban sobre la niña o su desaparición, ni local ni nacional. Ayer salió un artí­culo en la página de un periódico explicando que la noticia era falsa, que en efecto la niña sí­ habí­a desaparecido meses atrás, pero ésta pudo ser reconocida por cámaras de seguridad y ya está con su madre. La confusión nació porque se decí­a que la niña habí­a desaparecido en “bellavista” que es un nombre muy común de distritos en varios paí­ses. Las personas suelen creer todo lo que está en el facebook o lo que publica alguna página que no es seria. Debemos estar bien informados y, para ello, contrastar con páginas serias y no creer todo lo que se lee en facebook …

También te podría gustar...

6 Respuestas

  1. Janire Tudanca dice:

    Estoy de acuerdo con lo que se dice en este texto. En muchas ocasiones leemos algo en cualquier red social y ya sabemos 100% que es verí­dico, sin darnos cuenta de que nosotros mismos podemos lanzar una “bomba” sin tener ni pies ni cabeza y que la gente se lo crea. En cambio, no estoy de acuerdo en lo que se dice de que hay que confiar mucho más en los periódicos y en general en los medios de comunicación, porque muchas veces tampoco dan la información tal cual es. En esta sociedad mueve mucho el dinero y en muchas ocasiones se tapan muchas noticias para que ciertas personas o partidos polí­ticos no salgan escaldados. Con esto no quiero decir que no haya que fiarse de nada, pero si que tanto lo que veamos en redes sociales como en las noticias lo planteemos con espí­ritu crí­tico.

  2. ANE MARTINEZ DIAZ dice:

    Estamos más pendientes de lo que aperece en las redes sociales que de cotejarlo con la realidad. Es cierto, que los medios de comunicación “disfrazan” muchas veces la información debido a que ciertas editoriales, televisiones…etc van más a lo sensacionalista que a lo informativo y ello desvirtúa la realidad. Ya que desgraciadamente, en general, nos llama más la atención un titular llamativo y sensacionalista que la noticia en sí­. Las redes sociales intoxican la información veraz y somos presas de sus redes.

  3. Unai Pérez dice:

    Los medios de comunicación hoy en dí­a son varios; redes sociales, periódicos, televisión…etc. La información es dificil determinar si es real o no, siempre se va a buscar llamar atención y atraer audiencia aunque para ello se cambien los datos. Generalmente los partes que informan dia a dia de las noticias más importantes ofrecen la información correcta. Las redes sociales al igual que muchos programas muchas veces alteraran la información.

  4. Álvaro Narváez dice:

    Es sin duda un tema muy delicado con el que deberí­amos tener algo más de empatí­a y compasión por las personas afectadas. Para evitar dichos “malentendidos” tendrí­amos que ser mas cuidadosos y asegurarnos de la veracidad de los datos subidos a las redes.
    Me parece que la gente que lo hace de manera intencionada deberí­a replantearse lo que hacen y darle un par de vueltas al tema antes de publicarlo de manera pública.

  5. Iker Cedrún dice:

    Está claro que las redes sociales son un instrumento idóneo para la difusión de asuntos importantes, como una desaparición de una mujero u otros asuntos de interés públicos.

    Por otro lado, como se explica en el texto, estas difusiones no son verí­dicas o son de hace tiempo y con motivo de ello se generan situaciones incómodas que provocan altercados.

    En mi opinión, se deberí­a limitar a veces el poder que tienen estas redes y controlar este tipo de difusiones para que no salgan a la luz.

  6. Aida Lera dice:

    Las redes sociales son muy buen instrumento para enterarse de las noticias y de lo que esta sucediendo en todo el mundo. Pero al mismo tiempo también nos exponemos a que algunas de las noticias que se cuelgan en estas redes como Facebook sean falsas. Por ello tenemos que tener cuidado con lo que creemos, por que como se puede ver en el texto todo lo que se sube a Facebook no tiene por qué ser verdad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: